24/570 Bourke Street, VIC,3000

La tentación de no aprovechar tu periodo académico en el extranjero

Cualquiera podría decir que estudiar en el extranjero es un sueño, porque representa la ilusión que tenemos por viajar, conocer culturas distintas a la nuestra, hablar otro idioma, hacer amigos de todo el mundo y por qué no, mejorar nuestra calidad de vida e ingresos para un mejor futuro.

La triste y cruda realidad, me acaba de enseñar que aunque esas razones que menciono existen, la mayoría de nosotros no aprovechamos las oportunidades cuando las tenemos.

Es importante que antes de tomar la decisión de salirte de tu país, consideres que es una MUY FUERTE inversión, y por inversión quiero que entiendas que es dinero que a la larga te va a ayudar a ser mejor e incluso ganar más dinero. Si no tienes esto en mente, va a ser muy fácil que empieces a desaprovechar las oportunidades que hay.

Mudarse a un país nuevo es difícil, toma mucha valentía y requiere todavía más esfuerzo quedarse y sobrevivir. Sin embargo, lograrlo es posible con la actitud correcta.

En este post, quiero compartirte lo que yo estoy viviendo en el curso de inglés que tomé para prepararme mejor para la vida en Australia.

Los cursos de inglés tienen la ventaja de ser un propedéutico para que entiendas el idioma y en mi caso hasta la historia y cultura del país, gracias a los maestros que tengo.

Lo que es triste es encontrarte con mucha gente que viene a migrar y que tienen una actitud negativa, empezando por no echarle ganas al idioma, o que toman las clases a la ligera, que no hacen tareas porque “no son ñoños / nerds” y que dificultan el proceso de aprendizaje para los demás.

Hablar inglés es difícil, pero cuando pagas por tus estudios, no puedes permitirte no hablar en clases, de eso se trata, de que lo aproveches, de que leas, escuches, escribas y le preguntes todo lo que puedas al maestro, que sí, para eso le pagas!

No te permitas ser una persona que va a estudiar inglés pero solo quiere hablar español, atrévete a equivocarte, a sonar chistoso, atrévete a decir palabras de forma incorrecta, aprende a hablar con gente de otros países y pon esfuerzo en tus clases que son el primer paso para cumplir tus siguientes metas.

Un error que cometemos muy seguido es buscar solo a gente de nuestra sangre para sentirnos menos solos en el proceso, y sí es muy bueno contar con una red de apoyo de tu misma cultura y que entiendan lo que estas pasado; lo que yo no te recomiendo es que te quedes ahí, sin abrirte a conocer gente local, que al final son quienes te van ayudar a convertirte en un ciudadano más, que te ayudarán a practicar el idioma y que te harán entender su cultura.

He tenido la suerte de conocer gente que me motiva a ser como ellos, pero también que me han motivado a ser diferente, a no cometer los mismos errores y esas son grandes lecciones.

Yo quiero motivarte a que veas la migración como algo serio, no como la mayoría cree que es antes de hacerlo (incluso como yo pensaba). Migrar requiere mucha energía para borrar el disco duro que traes de fábrica y suplirlo con uno nuevo que requiere un update en tu sistema operativo, y eso es algo que no cualquiera puede lograr, que ni siquiera yo sé aún si se puede lograr ya estado acá, sin contar el sacrificio emocional que implica dejar tu familia, mascota, amigos y súmale tu trabajo, ropa, libros, etc… Todo con el objetivo y obligación de volver a construir tu identidad casi desde cero. Eso es algo que nadie te dice y que muchas veces no sabemos como nos va a pegar hasta que estamos lejos.

melbourne metro
Caras de desmotivación todos los días en los estudiantes, un problema que a la larga afectará nuestra vida

Migrar es diversión, muchas novedades, experiencias, comida, amigos, lugares y memorias increíbles, pero también es pelear y luchar contra tí mismo, pero que te aseguro es la mejor de las experiencias cuando aprendes a tomar las oportunidades que vienen en la vida!

Leave a comment